Feminización de chicos traviesos

Hello there!

Sí, ha llegado un nuevo #LunesDeTraps. Así que vamos directo a lo que nos convoca.

Para esta ocasión, les traigo los siguientes set de imágenes:


Otokonoko ♂ Icha-Love Sex ~Boku wa Kono Houhou de Otokonoko o GET Shimashita!~, del grupo Toxic Love. Un delicioso imageset que nos muestra el proceso de feminización por el que pasa un adolescente que es víctima de un hombre con variadas fantasías sexuales. El chico pasa de ser un nekomimi, a usar kimono, ser una maid, entre otro tipo de tópicos recurrentes en el hentai. Al principio se muestra resistente, ¡pero ya cerca del final se ve cómo lo está disfrutando! (Link a la carpeta en dropbox)


Ijime no Fukushuu! Otokonoko ni Otosareta Ore, del grupo Hachimitsu Honey. Traducido al inglés por N04h. En este imageset también nos encontramos con un proceso de feminización por el que pasa un chico, pero aquí se trata de una venganza por el abuso y el robo que ha hecho a otras personas de su escuela. Los secuestradores no aceptan disculpas, lo que quieren es que el chico les devuelva lo perdido... ¡pagando con su propio cuerpo! (Link a la carpeta en dropbox)


Namaikina Josoushi o Yakukime Choukyou!! del grupo Kirari Raki. Un chico que le hacía bullying al prota, termina pidiéndole a este dinero a cambio de favores sexuales. Aunque al principio el niño travestido se prostituye a regañadientes, ya después ni se preocupa de cobrar y le hace el favor gratis a extraños en el parque. (Link a la carpeta en dropbox)


 

Iyaiya Otokonoko, del grupo Fukurou no Tamatebako. Nos muestra la historia de un estudiante que también pasa por un proceso de feminización, llegando a convertirse en todo un otokonoko en el aula de clases. Todo gracias a las lecciones de su querido profesor. Y ya saben, al principio no le gustaba, pero después... (Link a la carpeta en dropbox)

  
Tatta Ichiya no Sex de Otosareru Hentai Josou Danshi Rina no Seijiou, de Popship. Nuevamente, otro imageset que retrata las experiencias de un chico que se traviste a cambio de dinero, pero que termina descubriendo que le gusta el asunto. (Link a la carpeta en dropbox)

Al final todos los imagesets resultaron ser de temática similar, ¡jajaja! Pues la fantasía de someter a un chico y volverlo una niña es algo que es muy común en la ficción yaoi, pero también aquí en Occidente no es raro encontrárselo en páginas porno. De hecho, es una práctica sexual más entre muchas otras. La conclusión es... ¡los otokonoko son universalmente excitantes! Afirmación incuestionable (?)

¡Saludos, gente!

Comentarios